Vender con espantosa resaca

Hace unos tres meses me pasó algo.

Algo poco habitual y que me ayudó para mis ventas.

Tenía una resaca tremenda.

Es muy raro que tenga resaca.

Rarísimo.

 

Quedé con mi amigo Miguel que es de Gijón y no sabe ni a lo que me decido.

Sospecha que soy traficante o una estrella del por- no online.

El caso es que nos estábamos tomando una jarra de cerveza y le dije…

Mira Miguel, conozco una cervecería que hace cerveza artesanal de esa que te puedes beber dos barriles y no deja resaca. Nada. Ni rastro. Lo digo por ti, que siempre te estás quejando”.

 

“Vamos”.

Fuimos.

 

La cerveza en ese sitio es tan buena que cada trago es como el amor correspondido.

Así que bebimos y bebimos.

Y bebimos.

Las personas sabemos cuándo empezó nuestra fiesta, pero nunca sabemos cuándo terminará, así que bebimos más. Para que no acabara, ya sabes.

 

Salimos tan borrachos que no eramos capaces de caminar y reír al mismo tiempo.

Si nos entraba la risa, nos teníamos que parar, reírnos y luego continuar andando.

En una de esas nos paramos y me preguntó,

“Venga, Isra, confiesa, ¿tú a qué cojones te dedicas?

No pudimos andar mientras se lo contaba.

“¿Y cuánto se gana con eso?”

Ahí casi nos vamos al suelo.

 

Al final llegamos a casa y al día siguiente me levanté con la peor resaca que he tenido en mi vida.

Se suponía que era cerveza especial sin resaca.

Ya.

 

Entonces, con resaca tremenda, el estómago en la garganta y la garganta en el estómago, con mi cuerpo convertido en muñeco de Lego al que le han robado varias piezas, me senté delante del ordenador y escribí un email.

Y lo hice, porque tengo un sistema.

No soy astronauta.

Ni poeta.

Ni profeta.

Solo soy un tipo con un sistema.

 

Con ese email de resaca tremenda vendí bien. Muy bien. No hablé de la resaca. Hablé de otra cosa.

Quizá a ti te interesa aprender cómo hacer eso y vender todos los días.

No tengo ni idea. Quizá si, quizá, no.

 

El precio del curso de email marketing sube el día 14 de este mes.

En mi opinión no solicitada de hoy, seguirá siendo una gran inversión, pero claro, es mejor inversión ahora, antes de que suba el precio.

Aquí los detalles:

Curso de email marketing

Isra Bravo

*Copywriter Isra Bravo