Aprender de ventas sin salir de casa

Esta semana no empieza bien porque me toca viajar.

Viajar es una de las cosas que menos me gusta del mundo.

No por viajar en sí, es que no me gusta salir de casa.

Todos los sitios a los que no pueda ir y volver andando el mismo día desde mi casa, me parecen demasiado lejanos.

A veces no queda más remedio y tengo que utilizar un tren, un autobús o lo peor de todo, un avión.

 

Bien.

Mi viaje favorito es a Colorado Beer & Co.

Tienen extraordinarias cervezas naturales (traen barriles de diferentes partes del mundo, sobre todo de EEUU, que duran dos días y tal vez no las vuelva a traer) que muchas veces superan los 12€ cada pinta. Por si no lo sabes, una industrial te cuesta 3,5€.

Todas las tardes van fanáticos para dar cuenta de las novedades.

Este es mi sitio de viaje favorito. ¿La razón?

Hay varias razones.

La primera es que está a 6 minutos andando de mi casa. Lo cual lo convierte en un agradable viaje, sin sobresaltos, huelgas y más barato de lo que le cuesta al socialista baloncestista viajar en Falcon.

La segunda es que eso me permite viajar un par de veces al mes y tomar un par de esas pintas memorables, mientras escucho blues y jazz de fondo.

Y la tercera por su dueño, Ros. No tenemos ninguna amistad ni nada que se le parezca, pero abre todos los días. Da igual el día del año que sea. Él abre.

Cuando uno trabaja todos los días, lanza un mensaje al mundo que va mucho más allá de trabajar o no trabajar.

Es un compromiso. Y los compromisos generan confianza.

La confianza es absolutamente clave para vender.

¿Más claves para generar confianza y para vender?

Aquí:

Copywriting para atrevidos

Isra Bravo

*Copywriter Isra Bravo