Mi obsesión por la confesión

Cuando alguien me pregunta qué acción es la más importante en el día a día de mi empresa, la respuesta es clara:

Vender.

¿Qué otra cosa podría ser?

 

¿Y cómo podemos vender más?

Pues mira, hay muchas formas, una muy importante es utilizar la cabeza y ser muy observador.

Debes observar las cosas profundas, las cosas que han movilizado a millones de personas y ver el motivo.

Todo está en la gente.

 

Por ejemplo, la Iglesia Católica es un extraordinario ejemplo. En el sentido positivo, por supuesto.

Antes de que la cabeza te empiece a dar vueltas como a la niña del exorcista, esto no tiene nada que ver con las creencias de cada uno.

Tiene que ver con la raíz más animal del ser humano y su sentido de comunidad.

 

¿Qué convierte a la Iglesia en un extraordinario caso de estudio para cualquier persona que quiera aumentar sus ventas?

Muchas cosas.

Demasiadas para ponerlas en un email.

Pero hay una cosa fascinante:

La confesión.

 

¿Qué mejor manera de conocer los sueños, los temores y las angustias de tu comunidad?

Creo, sinceramente, que si la gente estudiara ese tipo de fenómenos aprendería mucho más de ventas que con mensajes descerebrados tipo:

“Cómo pasar de no saber deletrear tu nombre a vivir del copywriting en 15 días…”.

Es mi opinión, claro.

 

En todo caso, en el curso de email marketing (hoy a las 23:59h sube bastante de precio) hablo del concepto que tiene mucho que ver con la confesión y que te da una información tan extraordinaria sobre tus clientes que, inevitablemente, acabas vendiendo más.

Hablo de ello en el Módulo IV.

 

Es para gente constante.

Es para gente que quiere profundizar.

Es para gente que ve mucho más allá que la paranoica y absurda inmediatez de cualquier red social demencial.

Es, en realidad, para muy poca gente:

Curso de email marketing

PD: Esta noche a las 23:59h sube el precio para siempre. Sin excepción, sin ofertas, sin viernes negro ni jueves santo. Al precio actual (hasta las 23:59h de hoy) no lo volveré a vender nunca.

Curso de email marketing

Que pases un gran día.

Isra Bravo.

*Copywriter Isra Bravo