Remedio casero para tomar buenas decisiones de compra y de venta

“Relájate, si oyes el disparo es que no es para ti”.

Escuchado anoche en una película muy mala.

 

 

Cuando era crío, recuerdo muchas veces escuchar a mi madre decir, “qué pereza mañana levantarme a las 06:00h”.

Normalmente eso lo decía el domingo por la tarde y se refería al tema de levantarse para trabajar.

Ya sabes.

Y también recuerdo perfectamente cómo mi padre le vacilaba y siempre le decía lo mismo…

“No vayas”.

 

Jajajaj

Eso era algo que ocurría en mi casa de manera constante, al menos una vez a la semana, durante años.

“Qué pereza tener que madrugar mañana para ir al trabajo”.

“No vayas”.

Y así.

 

Hoy día, cuando alguien me dice lo que odia su trabajo, siempre le digo, «no vayas, cambia de trabajo».

¿Su respuesta?

“No puedo”.

 

Mucha gente está atrapada en decisiones que les someten e hipotecan. Emocional y financieramente.

Por eso, muchos vendedores cambiavidas online aprovechan esa debilidad para insistir en el “cambio de vida”.

Pues son conscientes de la enorme necesidad que tiene gran parte de la gente de escuchar eso.

No les culpo por hacerlo, el lobo con piel de cordero es un clásico de la literatura infantil, y el que no sepa distinguirlos pues que lea más.

Bien.

 

La “libertad” que se vende online es una idiotez, porque la libertad es tu capacidad para decir que NO.

La libertad no es trabajar desde casa, ni tampoco es tener un gran equipo (la mayoría de la gente que sueña con tener equipos suele ignorar que es mucho peor tener empleados que jefe), la libertad es, simplemente, poder decir NO.

Es un concepto.

Un cúmulo de decisiones que solo pueden llegar cuando se adquieren conocimientos profundos y sólidos en cosas sin fecha de caducidad.

Cuando entendemos las cosas que hacemos y el motivo.

 

Otra cosa, tengo un curso de copywriting.

El curso no viene con un «certificado oficial de cambios de vida». Eso elevaría mucho el precio.

Tampoco incluye un «grupo privado» de inteligencia colectiva más eficaz que el Mosad para que pasemos la mañana discutiendo cómo de grande tenemos que tener la carta de ventas.

Si tienes dudas, me mandas un email y acabas antes.

Yo te enseño una disciplina, una habilidad. Extraordinariamente rentable. Y en profundidad.

Y lo hago a un precio que entiendo que si aprovechas haces una inversión soberbia y si no aprovechas, no tienes que invertir el sueldo de dos meses.

Ya me entiendes.

En fin.

Hoy es domingo, me voy a tomar una cerveza.

Si quieres aprender copywriting, mira aquí:

Copywriting para atrevidos

Isra Bravo

*Copywriter Isra Bravo