Problemas de autoestima

Bueno.

Muchos de mis emails se copian y pegan literales y la gente los pone en sus RRSS.

Por supuesto, sin nombrarme.

La copia es literal. Tal cual.

El último y quizá donde esto ha sido más acusado ha sido con mi email “Facha”.

En ese email, uno de los que lo pusieron en su perfil (y que me han pasado), acumula muchos comentarios, manitas arriba y flechas de esas que comparten sus seguidores.

 

A ver, la conclusión que podemos sacar de todo esto es muy clara.

No pierdas el tiempo en RRSS.

Y quizá busca buen asesoramiento.

Si necesitas muchos aplausos de desconocidos tienes un problema de autoestima y debes buscar un profesional que lo trate.

Lo digo sin acritud. La autoestima es un tema muy serio.

Pero si me vas a copiar literal, manda un email y gana dinero por lo menos para pagarte lo de la autoestima.

 

Aunque no es tan sencillo. Ganar dinero, digo.

Si solo fuera copiar, todos seríamos ricos.

Los emails que mando aquí, no tienen que ver con los que mando o mandé en otros sitios.

La psicología que hay detrás, sí, pues siempre he vendido a seres humanos, pero todo lo demás, no. Cada tribu tiene sus lanzas.

 

Bien.

Hace unos meses grabé 5 audios que duran 1h, 13 minutos y 6 segundos.

Y una de las cosas de las que hablo, que le cuento a Lucía, pues es una conversación privada que he decidido vender con su permiso, es cómo secuenciar unos emails.

Copiarlos, no.

Escribirlos.

Es algo que he contado en formaciones presenciales y que le cuento a ella en privado.

 

A ver, si no quieres aprender nada y solo quieres copiar a los demás, pues no los compres. No te hacen falta.

Lo que yo le cuento a Lucía es para aprender cosas, implementarlas y ver lo que funciona y lo que no funciona.

Es mi único producto digital. Lo mantengo porque a la gente le gusta y ven rápido el retorno de los 29€.

Así que, de momento, los sigo ofreciendo.

Te recomiendo que leas la carta de ventas, y si te interesa, luego te pongas a escuchar y tomes todas las notas que necesites.

Una conversación privada.

Isra Bravo

*Copywriter Isra Bravo