Se puede ser muy buen jugador y muy mal profesor

El domingo pasado leí un breve artículo de Francesc Ricart, suscriptor de esta lista, que me gustó mucho.

Escribe uno diario. Debe estar loco.

 

Me gustó lo que dijo sobre ser bueno en algo y ser bueno enseñando “ese algo”.

Escribió refiriéndose al póker y que vale sea lo que sea lo que enseñes, (copio y pego textualmente)

“Se puede ser muy buen jugador y muy mal profesor”.

 

Bueno, eso es realmente muy cierto.

Te cuento esto porque cuando estuve en una formación para vender seguros (o algo así, no recuerdo bien) por teléfono, vino a dar una charla un tío con fama de ser muy buen vendedor.

Sus números era muy buenos.

Así que llegamos allí, el tío empezó a hablar y cuando acabamos nos quedamos igual que cuando empezó.

Demasiado “creativo” por así decirlo.

Yo supongo que eso pasa porque si no sabes expresar claramente lo que quieres enseñar, quizá no tengas muy claro ni lo que piensas ni lo que quieres enseñar.

Hay veces que los maestros se empeñan en mostrar su talento más que en mostrar cómo hacer las cosas.

Y, sinceramente, a la gente no le importa nada eso que tú haces tan bien. Si pagan por aprender algo, quieren aprenderlo, es sencillo.

Otras veces son, simplemente, malos enseñando.

 

Bueno, el caso es que me acordé de esto al ver el artículo de Francesc.

 

Algo que uno tiene que hacer cuando da la formación en soporte escrito, es hacerlo como si le hablaras al oído a la persona que quiere aprender.

No sirve otra cosa si te decides por enseñar así.

No funciona de otra manera.

El copywriting se aprende leyendo, dibujando imágenes en la cabeza que luego puedas trasladar.

Leer y escribir.

Leer, escribir e implementar tus ejercicios.

Lo que funciona, lo que te hace avanzar.

Bueno, debes tener en cuenta que estoy tratando de venderte mi curso, que además es en soporte escrito y no deberías fiarte de mi opinión no solicitada.

Si crees que tengo cosas que enseñarte de copywriting, seguro que aciertas.

Si crees que no tengo nada que enseñarte, seguro que también.

Haz caso a lo que lees.

Copywriting para atrevidos

Isra Bravo

*Copywriter Isra Bravo